Cómo ser la perfecta ‘working girl’

C

Hay momentos en los que el dicho de que ‘una imagen vale más que mil palabras’ cobra más que nunca todo su sentido. Estamos tranquilamente en el sofá cuando, de repente, suena el teléfono y al colgar tenemos una entrevista de trabajo, probablemente para el día siguiente. Lo primero que queremos hacer es causar una buena impresión y empezamos a repasar mentalmente todo lo que tenemos en nuestro armario pero entonces… ¡Horror, los nervios empiezan a aflorar! Sin saber cómo, todo se convierte en pegas y dudas: ‘quizás demasiado viejo’, ‘quizás demasiado llamativo’… Y es en ese momento cuando entramos en estado de pánico y la llamada de nuestros sueños acaba por convertirse en la llamada de nuestras pesadillas.

La historia, sin embargo, no acaba ahí. En un entorno en el que los uniformes han ido perdiendo fuerza con el paso de los años y la recurrente combinación traje negro con camisa blanca no siempre vale, al ‘¿qué me pongo para la entrevista?’ le sigue el ‘¿qué me pongo mañana para ir a trabajar? Una buena imagen puede ser la diferencia entre conseguir nuestro objetivo o no y los working looks pueden llegar a convertirse a veces en un auténtico quebradero de cabeza. Pero tranquila, respira hondo, no es tan complicado como parece. Las it girls de referencia como Olivia Palermo o Chiara Ferragni,  reivindicando una forma nueva de llevar la falda lápiz o el cárdigan, pueden ser nuestra mayor inspiración. Básicos de oficina que combinados con maestría junto a unas pinceladas de street style nos ayudarán a despertar la imaginación y a crear el look perfecto para cada día.

Chiara Ferragni con falda midi y blusa de estampado de corazones, ambas color borgoña, a juego con el bolso.

Descubre la mejor forma de rentabilizar tu armario

Para conseguir impresionar, lo ideal es un look funcional, cómodo y actual. El ‘más vale no arriesgar’ debería convertirse en nuestra máxima aunque estudiar previamente el ambiente de la empresa y adaptar nuestro estilo a ella puede jugar mucho a nuestro favor.

Ante todo, evita los escotes demasiado pronunciados y las prendas muy ceñidas. Tampoco son aconsejables los colores llamativos, aunque con la llegada del calor los tonos vivos y los prints tienden a eclipsar al negro y gris. Una combinación irresistible es probar con blazers de distintos colores para crear un traje ‘mix’, aunque la chaqueta de tweed también resultará un perfecto aliado. Dos opciones refinadas y atemporales que añadirán una pizca de color y desenfado sin que resulte excesivo.

1.- Pantalón masculino con top print/ 2.- Olivia Palermo con blazer naranja y capri y top azul marino/ 3.- Culotte con camisa blanca .
1.- Pantalón masculino con top print/ 2.- Olivia Palermo con blazer naranja y capri y top azul marino/ 3.- Culotte con camisa blanca.

El binomio blusa-pantalón es la combinación clave de cualquier working girl además de la apuesta más segura y, en este sentido, el capri será tu mejor compañero. Un pantalón que, además, favorece y estiliza como ninguno gracias a su largo peculiar, que oscila entre la mitad de la pantorrilla y el final de ésta. Y si no tenemos ninguno en el armario siempre podemos conseguir el toque enrollando el bajo de nuestros pantalones de siempre. Si persigues un resultado menos serio, unos pantalones de estilo masculino o sporty con una blusa estampada pueden ayudarte. ¿Y, para los días de más frío? ¿Qué mejor que un fino y cómodo jersey de punto?

Dile adiós al traje falda y dale un toque de sofisticación combinando con péplum tu falda lápiz. Un nuevo aire que renovará tu estilo de forma elegante y diferente. Y recuerda que los vestidos, sobre todo en versión wrap, y los monos también se saben adaptar a los ritmos de la mujer trabajadora de una manera muy favorecedora.

1.- Mono con sandalias de print animal/ 2.- Total look rojo/ 3.- Olivia Palermo con falda lápiz y péplum.
1.- Mono con sandalias de print animal/ 2.- Total look rojo/ 3.- Olivia Palermo con falda lápiz y péplum.

Una vez más, los detalles son los que rentabilizan y dotan de personalidad un look. Un  brazalete, un sencillo colgante,… poco pero contundente. Los cinturones también serán fundamentales en nuestro armario. Eso sí, evita aquellos complementos que hagan ruido porque pueden acabar resultando molestos.

¿El bolso? es una elección muy personal y el encargado de dotar con carácter nuestra imagen aunque con uno de asas no fallarás nunca, son todo un clásico.  Cuanto más grande, más funcional y los que tienen bolsillos por fuera resultan muy prácticos para tener a mano el móvil, un boli, un bloc de notas, etc. Por otro lado, deja de preocuparte de si hace juego con los zapatos porque ya no hace falta. El negro siempre será nuestro comodín estrella y combinar un bolso de un tono alegre e intenso con un zapato de este color puede ser de lo más cool.

1.- Zapatos planos estilo Oxford de Blanco/ 2.- Bolso con bolsillos exteriores de Misako.
1.- Zapatos planos estilo Oxford de Blanco/ 2.- Bolso con bolsillos exteriores de Misako.

Si tienes una entrevista, los tacones son obligados. Opta por unos de salón, clásicos, sencillos y estilosos, con una altura sensata. Tan importante es que te ayuden a estilizar tu figura como que te garanticen un paso seguro.  Sin embargo, más adelante, ten en cuenta que pasamos una media de 8 horas en la ‘oficina’ así que un zapato 24 hours es indispensable: tacón ancho o plataforma pero, ante todo, que sean sinónimo de comodidad, y, si puedes, bájate de las alturas. Mocasines, slip on, planos de estilo Oxford o incluso unas bailarinas serán ideales para esas jornadas maratonianas.

Por último, olvídate de acaparar el espejo del baño durante horas. La sencillez es la clave del éxito. Evita los perfumes demasiado intensos y apuesta por un maquillaje natural y discreto a juego con tu peinado. En este apartado, coletas y trenzas serán tu mejor opción: rápido, elegante y funcional.

 

Sobre el autor del artículo

Nuria

Periodista y fotógrafa de profesión, en mi bolso nunca faltará una cámara con la que poder hacer de coolhunter en mi tiempo libre mientras me pierdo por las calles de cualquier ciudad.
Adicta a los escaparates y especialista en memorizar los catálogos de cada temporada. Mi reto de cada día: buscar nuevas combinaciones en mi fondo de armario. Fiel a los toques personales y defensora de que la moda no tiene por qué estar reñida con el bolsillo, el truco está en elegir el complemento adecuado.
Actualidad y Moda constituye toda una aventura en la que entremezclar mis pasiones con el mejor de los resultados y explotar al máximo mi creatividad compartiendo gustos y opiniones.

Añade un comentario nuevo